Dar Testimonio No Es Predicar El Evangelio

No estoy tratando de ser el próximo Billy Graham, sólo soy el Will Graham”, afirma el nieto del famoso evangelista.

Hijo de Franklin, a los 42 años, es el vicepresidente de la Asociación Evangelística Billy Graham, uno de los ministerios más respetados del mundo.

Desde 2006 ha liderado cruzadas evangelísticas en el mismo estilo que fueron la base del trabajo de su abuelo. “Tengo un fuego en mi corazón para predicar el Evangelio de Jesucristo.

Si va a un estadio lleno de personas o sólo una persona en la calle, yo haré lo que Dios me está llamando para hacer “, enfatiza el pastor.

En un artículo para el evangélico Focus , llamó la atención de los cristianos a no mezclar las cosas. Él dejó claro que hay mucha confusión cuando se habla de evangelizar.

Es siempre importante resaltar que el Evangelio no es: Dios me libró de la cocaína. Dios restauró a mi familia. Dios me dio mucha paz y alegría. Descubrí que hay un propósito maravilloso para mi vida. Ahora siento el amor de Dios. En otras palabras, su testimonio personal no es el Evangelio “, argumenta.

LEE TAMBIÉN: Que Dice La Biblia Sobre Las Deudas

Aunque reconozca que hablar de sus experiencias personales con Dios para un incrédulo, el mensaje no puede ser sólo eso.

El evangelio de Cristo es infinitamente más importante que nuestros testimonios. Si tenemos que elegir entre predicar el Evangelio y compartir nuestro testimonio, el Evangelio debe siempre venir primero! “, Aconsejó.

Citando el texto de 1 Corintios 15: 3-4, él resalta que sin hablar de la muerte expiatoria en la cruz y de la resurrección literal de nuestro salvador Jesucristo, no estamos de hecho predicando.

El evangelio es sobre la vida de Cristo, no sobre la nuestra. Por eso está equivocado repetir esa frase tan popular en el mundo evangélico contemporáneo: “¡Tenemos que vivir el Evangelio!”. Esto está mal. No podemos vivir el Evangelio porque el Evangelio ha sido vivido por una persona, el bendito y puro rey de la gloria, Cristo “.

Según Will, “lo que podemos hacer, en verdad, es vivir de manera digna (Efesios 4: 1) y vivir de manera que seamos el ornamento de la doctrina de Dios, nuestro Salvador (Tito 2:10).

Al profundizar el tema, destaca que los libros bíblicos escritos por los apóstoles nunca pidieron a nadie vivir el evangelio. “Tal concepto habría sido ridículo para ellos, pues el evangelio es hablar de Cristo, no hablar de nosotros”, asegura.

Perspectiva Cristiana Hacia El Éxito Académico: Unas Perspectiva Cristiana Hacia El Éxito Académico

El nieto de Billy Graham destaca que el mensaje del evangelio es doble. El primer elemento es negativo: todo pecador “está bajo la ira de Dios”. Sin embargo, el evangelio significa “buena noticia”, luego debemos dejar claro que “Cristo dio su vida por los pecadores como yo y usted“.

Según Will, “el evangelio también es una invitación para la conversión. La persona no será salvada por apenas oír el Evangelio. Ella necesita responder a ese mensaje.
Por eso, concluye el pastor, cuando los cristianos dicen que están predicando deben hacer lo que la Biblia enseña, no deben poner las cosas buenas que Dios ha hecho por nosotros por encima del mensaje que exige, ante todo, arrepentimiento y reconocimiento de la necesidad de salvación.

Fuente: GospelPrime

 

Perspectiva Cristiana Hacia El Éxito Académico: 7 SUGERENCIAS CUANDO DIOS ESTÁ EN SILENCIO

También te podría gustar...